Retirada del PICC

 

  1. Colocar al paciente acostado o en semi-Fowler y el brazo apoyado y extendido más bajo que la altura del corazón.

  2. Retirar el apósito y extraer suavemente el catéter. En el caso de notar resistencia, podría deberse la un espasmo venoso por lo que se debe esperar y aplicar calor en la zona. Una vez que la vena esté dilatada y relajada volver a intentarlo.

  3. Mientras se extrae, aplicar presión en la zona de inserción del catéter en el vaso con una gasa impregnada en antiséptico (tener en cuenta que si el catéter está tunelizado, la inserción del catéter en el vaso no coincide con el punto de salida al exterior).

  4. Ocluír con apósito estéril.

  5. Comprobar que se extrajo por completo. En la tarjeta de seguimiento del paciente estará registrada la longitud exacta de ese PICC.

  6. Si el catéter no está completo, realizar una radiografía de tórax para localizar la parte del catéter desprendida y avisar la Radiología Intervencionista.